¿Niño o niña?, la nueva forma de conocer el sexo del bebé

¿Niño o niña?, la nueva forma de conocer el sexo del bebé

¿Niño o niña?, la nueva forma de conocer el sexo del bebé

El enterarse en un consultorio médico del sexo del bebé para los futuros padres quedó en la historia. En la actualidad la respuesta a la pregunta más común en medio del embarazo —¿es niño o niña?— tiene una forma más colorida y divertida.

El acto de revelar el sexo del bebé se convirtió en un motivo más de celebración, la idea empezó a verse a mediados del 2008, en los Estados Unidos bajo el nombre de Gender Reveal, que traduce “revelación de género” y gracias a las redes sociales fue expandiéndose por todo el mundo. Hoy los papás, al igual que los familiares y amigos, se enteran al mismo tiempo del sexo del bebé en medio de una fiesta que genera mucha expectativa y que antes de la pandemia se hacía presencial, pero debido a todas las restricciones se transformó en un acompañamiento digital.

Viviana Orozco, planner de eventos certificada y con más de cuatro años de experiencia en la organización de esta actividad, afirma que es un evento que cada día seguirá tomado más fuerza porque se ha convertido en una forma más de unión familiar.

¿Niño o niña?, la nueva forma de conocer el sexo del bebé

“Las celebraciones de revelación de sexo llegaron para quedarse porque involucran más a la familia, se pueden realizar diferentes actividades y lo más divertido es que puedes ver la reacción de las personas y de los mismos papitos al saber lo que será su bebé”.

La celebración normalmente se hace entre los tres y cinco meses de gestación, periodos en los que habitualmente el bebé deja ver su sexo y en el cual se recomienda realizar la revelación para que de esta manera “no se cruce con la fecha del babyshower”, que es otra de las celebraciones que tradicionalmente se suele hacer antes de la llegada del bebé.

Entre las actividades más comunes para realizar la revelación del sexo o del género se encuentra un globo negro grande que al ser explotado por parte de los padres, arroja papeles azul, en el caso de ser niño, o rosados si es niña. También se puede encontrarla torta, la cual al momento de partirla su relleno podrá ser rosa o azul. Y aunque eso es lo más común, hay papás que deciden salirse del estereotipo de colores y escogerlo a su gusto.

“En la actualidad hay papás que deciden discutir bastante el tema del color que revelará el sexo de su bebé, ya que estos como tal no lo definen. Hay papás que eligen colores neutros que no tienen nada que ver con el azul y el rosa y hacen su dinámica de una manera distinta”, explica Viviana.