Una escapada romántica en Dublín: love is in the Irish air

Una escapada romántica en Dublín: love is in the Irish air

Una escapada romántica en Dublín: love is in the Irish air

También decía otro autor, el sempiterno James Joyce en su Ulysses, que lo difícil de la ciudad es caminarla sin encontrar un pub a cada paso ( "Good puzzle would be cross Dublin without passing a pub" ) . No vamos a retar a Joyce buscando una ruta alternativa sin pubs (aunque podríamos ) pero sí vamos a empezar la guía romántica por el café (y no por la draft beer ) . Primera parada para los amantes dublineses: Shoe Lane Coffee _(7 Tara St, Dublin 2) _.

Esta calle tiene encanto. Y tiene clase. No podía faltar, entonces, un refugio donde calentarse de las nieblas dublinesas; uno con olor a café tostado y pastelería casera. Pedid el café del día (nosotros probamos el Astobilbao de Colombia ) y alguna de sus piezas imprescindibles de bollería como el cruasán de almendra. Subid las angostas escaleras y llegaréis a una pequeña sala protagonizada por una gran mesa de madera. Hay un plato y hay vinilos: Johnny Cash, Fleetwood Mac... y hay una ventana desde la que observar una de las grandes obras de arte urbano de la ciudad, la ardilla en 3D del artista Artur Bordalo .

Instagram content

Una escapada romántica en Dublín: love is in the Irish air

This content can also be viewed on the site it originates from.

UN PASEO POR EL PASADO

Salimos al mundo exterior, aunque cueste dejar de acurrucarse en esta cafetería. Estamos en plena zona universitaria (no es difícil, el Trinity lo inunda todo) y siguiendo por Shawn Street unos siete minutos, nos toparemos con la curiosa T Clifford Antiques _(42D Pearse St) _; esta tienda de antigüedades es un mundo aparte concentrado, que guarda lámparas de araña francesas, sofás isabelinos y espejos de pan de oro.

Entrad, aunque solamente sea para quedaros boquiabiertos y soñar con los romances de otra época. O para salir de allí con un fonógrafo, por ejemplo.